Video

lunes, 25 de noviembre de 2013

Alfonso Cano: Paradigma del ser Fariano

alfonso-canoDifícil cometido escribir a cerca de la figura del comandante Cano, dada su dimensión de dirigente popular, revolucionario cabal y destacado jefe de la guerra de guerrillas que él mismo viviera y contribuyera a desarrollar al lado de dos grandes emblemas de nuestra familia fariana, los camaradas Manuel y Jacobo, con quienes aprendió y compartió, siendo su talla equiparable a la de estos portentos del accionar revolucionario en Colombia.

A dos años de su desaparición física, el brillo del camarada Alfonso aumenta, destellando aún sus enseñanzas a la guerrillerada, milicias, miembros del PC3 y del MB. Este brillo empequeñece a los oligarcas sanguinarios quienes creyeron que con su muerte física decaería también la moral de nuestras filas, obteniendo un resultado radicalmente opuesto, porque ejemplos como el de él alimentan nuestro espíritu y elevan el paradigma que cada revolucionario aspira a alcanzar. Sus enseñanzas y mensajes se prueban en la práctica, en el desarrollo de acontecimientos sobre los que llamara la atención por tratarse de imperativos de suma importancia: siendo un abanderado de la necesidad de la salida política del conflicto, murió en la convicción de su pertinencia como única forma sensata de superar la guerra cruel que desangra nuestro país, por eso ahora retomamos su clamor al asistir, sin rencores ni resentimientos, a un nuevo escenario de posible entendimiento con el Estado, sin claudicaciones ni rendiciones vergonzantes, en la búsqueda incesante de la paz con justicia social.

El ejercicio del dialogo es, en sí, un homenaje a la memoria del comandante Cano, pues tenemos la entereza suficiente para superar el dolor que nos causara su muerte, para insistir, por orientación suya y atención a nuestros principios como organización, en la solución incruenta del conflicto, como él mismo lo procurara, pese a que aún no disminuye el dolor por su sangre derramada criminalmente aquel 4 de noviembre.

Como suele ocurrir con los grandes hombres, la dimensión del camarada Alfonso crecerá con los años haciéndose inolvidable su imagen, pero sobre todo por su legado y aporte a nuestro desarrollo y crecimiento como organización y como individuos; es recurrente que entre charlas amenas, jornadas de estudio, debates político-académicos, reuniones del célula, asambleas guerrilleras, instancias de planificación militar, desde un núcleo de MB en cualquier vereda hasta el secretariado, nos remitamos a las palabras del Comandante Cano para encontrar el camino más expedito y aclarar dudas, por ser él un constructor aventajado de la línea política y de la teoría revolucionaria de las FARC-EP y de la lucha popular en Colombia.

Para quienes provenimos de la ciudad es también un ejemplo cimero. Su origen citadino y su rechazo a toda clase de privilegios y lujos de una vida cómoda en la ciudad; su firmeza al no negociar principios y su altura moral, son un vivo ejemplo para quienes desde la urbe nos aprestamos y preparamos para el combate definitivo por la Nueva Colombia, el socialismo y la Patria Bolivariana de soberanía y justicia social.

JAIME SUCRE.
PARTIDO COMUNISTA CLANDESTINO COLOMBIANO.

0 comentarios:

Publicar un comentario